Spider

Poniente

Se trata de un gran conjunto de columnas de basalto, que emergen de un espejo de agua de aproximadamente 20 x 20 metros.
 
El espejo recuerda los espejos de agua que existen al interior del edificio, la obra en su conjunto es un oasis que el banco le regala a la ciudad en una zona urbana árida. Las columnas afloran del espejo de agua como un bosque lítico, sus dimensiones varían entre 0.60 y 1.80 metros de altura, muy cercanas a la escala humana. La sección de cada columna varía entre 0.15 y 0.25 metros, todas son diferentes y su geometría orgánica multiplica por sus caras el juego con la luz del día.
 
Un corte diagonal en dada una de las columnas crea un plano pulido más brillante, diferente a su textura natural, al orientar ese plano hacia el occidente da al conjunto una actitud orientadora, toda la obra parece mirar hacia el “PONIENTE”.
 
Finalmente la obra crea un vinculo entre el edificio y el entorno urbano por su escala, crea en el peatón un espíritu de pertenencia. Es algo que vuelve la ciudad un poco suya.